Las limitaciones de los fabricantes podrían estar frenando la llagada de un iPhone con pantalla OLED

Desde que Apple comercializa dos modelos diferentes de iPhone ha apostado por la diferenciación. Los modelos Plus cuentan con algunas características exclusivas que no están presenten en los modelos de 4,7 pulgadas como puede ser la estabilización óptica o el módulo de doble cámara en el caso del iPhone 7 Plus. Los últimos rumores indican que esto podría ocurrir el año próximo con un componente mucho más destacable: la pantalla.

El informe asegura que Apple podría apostar por integrar una pantalla OLED en el iPhone que lance en 2017, aunque debido a las limitaciones de producción de los fabricantes de este tipo de componentes no podrían hacerlo en todas las versiones del terminal.

iPhone 2017 con pantalla OLED

La limitada producción podría frenar la llegada de un iPhone con pantalla OLED

Es cierto que otros fabricantes han lanzado al mercado terminales con pantallas OLED, siendo Samsung el máximo representante, pero el volumen de ventas es muy bajo si los comparamos con las que generan los iPhone de Apple. Es por ello que en esos casos el ritmo de producción de las pantallas no es un problema.

Los primeros reportes aseguran que Apple ya ha hecho un pedido de 100 millones de pantallas OLED a Samsung Display, cantidad que, según el analista Ming-Chi Kuo, serían insuficientes para cubrir toda la gama iPhone que la compañía lanzará en 2017 y únicamente podría cubrir una de las versiones del terminal.

Debido a esto, Apple podría decidirse por lanzar un modelo de gama más alta con esta característica como exclusiva y acompañarlo con otras dos versiones con pantallas iPS de 4,7 y 5,5 pulgadas como ha hecho con las últimas generaciones de los equipos.

Concepto de iPhone con pantalla OLED

Por el momento no está claro cuando los principales fabricantes de pantallas OLED podrán cubrir la enorme demanda que necesitaría Apple para lanzar toda una gama iPhone con pantallas de este tipo. Los analistas creen que en 2017 sería imposible y que las limitaciones continuarían en 2018, por lo que la marca no tendría opción de hacerlo en los próximos años.

¿Comprarías esa hipotética versión exclusiva del iPhone con pantalla OLED o os quedaríais con los modelos con pantalla iPS? En 2017 se cumplen 10 años del lanzamiento del primer smartphone de Apple y se espera que el nuevo modelo sea rompedor, ¿lo conseguirán?

También te puede interesar

Enviar un comentario