Cómo desactivar el cambio automático de tarjeta gráfica en MacBook Pro

Algunos modelos de gama alta de MacBook Pro cuentan entre sus características con dos tarjetas gráficas: la integrada en placa y una dedica más potente. La idea detrás de esta configuración es que las aplicaciones que no necesitan mucha potencia gráfica utilicen la integrada y las más exigentes puedan utilizar la dedica. Gracias a esta configuración, Apple consigue mejorar la autonomía de la batería, ya que la tarjeta dedicada no tiene que estar consumiendo energía continuamente y la integrada tiene un consumo menor.

El cambio entre una y otra tarjeta lo realiza macOS de forma completamente automática y transparente. Cuando el ordenador detecta que ejecutamos una aplicación que necesite un mayor rendimiento gráfico entra en acción automáticamente la tarjeta dedica y en otro tipo de usos menos exigentes la integrada.

Cómo desactivar el cambio automático de tarjeta gráfica en MacBook Pro

Este es el comportamiento habitual de los MacBook Pro actuales, pero si lo deseamos podemos cambiarlo de una forma sencilla. Si por cualquier motivo queremos desactivar el cambio automático de tarjeta gráfica en un MacBook Pro simplemente debemos seguir los pasos que explicamos a continuación.

En caso de que desactivemos el cambio automático de GPU en un MacBook Pro la tarjeta dedicada tomará el control y será la que utilice el sistema para todo. Esto se traduce en mayor rendimiento gráfico, pero también en un aumento del consumo de energía y una reducción de la autonomía.

Pasos para deshabitar el cambio automático de GPU en los MacBook Pro con tarjeta dual

Si necesitamos desactivar el cambio automático de tarjeta gráfica en un MacBook Pro debemos seguir los siguientes pasos:

1.- Accedemos al menú Apple () y pinchamos sobre Preferencias del Sistema.

Preferencias del sistema Mac

 

2.- Pinchamos sobre la opción Economizador.

Economizador en las Preferencias del sistema de macOS

3.- Desmarcamos la casilla Cambio automático de modalidad de gráficos.

Desactivar cambio automático modo gráficos

Esto es todo, después de dar los tres pasos anteriores el cambio automático del modo gráfico quedará desactivado y la tarjeta de alto rendimiento estará en funcionamiento de forma permanente.

Como decíamos, esto supone un aumento del consumo de batería del portátil, por lo que no es aconsejable dejar esta opción desactivada salvo casos muy concretos en donde detectemos que es necesario.

Quizá también te interese

Deja un comentario

La mejor alternativa a iTunes con un 30 % de descuento por tiempo limitadoAcceder a la oferta
+ +